Cosas para hacer inmediatamente cuando se está realizando un aislamiento en Madrid

Actualmente contamos con una variedad de ventanas para aislamiento; estas podemos encontrarlas de distintos estilos, colores y acabados, todas de acuerdo al gusto de cada cliente. De acuerdo dónde las compremos, nos garantizarán la instalación de ellas.

Estas ventanas de aislamiento son ideales para ahorrar energía, para mantener una temperatura agradable en el hogar y para proteger nuestro espacio de algún robo. La instalación de estas ventanas, también es algo bastante sencillo de llevar a cabo.

https://ideasytipsdelhogar.com/wp-content/uploads/2018/11/Aislar-Ruido-de-Ventana-864x480.jpg

¿Dónde adquirir ventanas aislantes?

En Madrid podemos contar con una gran cantidad de tiendas que se dedican a vender elementos del hogar, incluyendo distintos tipos de ventanas con distintos vidrios y accesorios, de acuerdo al presupuesto de cada persona.

Además de esto, estas ventanas aislantes podemos encontrarlas en distintas páginas web. En estos portales se encargan de vender todo tipo de vidrio, del material que se necesite y te garantizan la instalación de los mismos.

En cuanto a los precios, estos son similares en ambos lugares. Pues este no sobrepasa los 300 euros. A su vez, podemos encontrar buenos precios y promociones en ambos lugares.

¿Qué hacer cuando se realiza el aislamiento?

  1. Prepararse

Así vayamos a hacer nosotros mismos el aislamiento, como si no, es importante contar con la indumentaria necesaria. Es decir, debemos tener los materiales adecuados y una vestimenta que nos proteja de lastimarnos con alguna de las herramientas.

  1. Adquirir las herramientas necesaria

Debemos contar con una vestimenta adecuada antes de comenzar a hacer el aislamiento, también debemos contar con los instrumentos necesarios como la espátula, destornillador, taladro, lijadora orbital, pistola caliente de silicona, entre otros.

  1. Quitar ventanas

Cuando optamos por colocar estas ventanas, es importante preparar la zona en la que serán colocadas. Para ello, tendremos que quitar el marco de nuestras ventanas viejas con cuidado de no dañar o agrietar esa zona de la pared.

  1. Reparar la zona

Al quitar el marco, es importante estudiar la zona para hallar algún defecto que contribuya a que se escape el aire (es decir, grietas o huecos). Para ello, se debe proceder a reparar esos detalles con el mismo material de la pared (yeso o estuco).

  1. Nivelar

Mientras estamos haciendo un aislamiento, es importante comprobar que las ventanas siguen niveladas luego de haber reparado cualquier detalle que tuvieran. De esta forma, podremos aprovechar mejor los materiales adquiridos para ella.

  1. Marcar las perforaciones

Para esto, con un lápiz o un marcador, deberás marcar en la pared dónde se colocarán las fijaciones de la ventana. Esto es importante hacerlo siempre en los costados superiores y horizontales, de unos 15 cm en cada esquina y en el centro del marco de la ventana.

  1. Sellar y rellenar espacios

Esta es una técnica que debe hacerse justo después de colocar las ventanas con la intención de que queden bien fijadas y sin algún escape de aire, por más mínimo que sea. Esto puede hacerse aplicando espuma de poliuretano.

  1. Hacer un alfeizar

Esto puede ser calculado antes de montar la ventana o puede hacerse después del aislamiento. Consiste en una mezcla de estuco exterior y agua para que esta última escurra y no se acumule. Esto también se conoce como un desnivel.

  1. Pintar la zona

Otra actividad importante para hacer cuando hacemos un aislamiento es pintar la zona del hogar que modificamos. Al retirar el marco de las ventanas podemos dañar o remover la pintura, por lo que es importante retocarla para que luzca mejor.

  1. Vidrio doble

Es importante conocer el nivel de aislamiento térmico y acústico que posee nuestra ventana a colocar. Si no tienes conocimiento de esto, muchas personas optan por ventanas aislantes de doble vidrio, ya que estas garantizarán un aislamiento total.

  1. Colocar burletes

Al colocar estas ventanas, muchos recomiendan que se coloquen burletes. Estos funcionan como cierres herméticos en las ventanas para evitar el paso de agente externos y variarán de acuerdo al material de cada ventana, generalmente se encuentran de silicona.

  1. Contar con persianas

Cuando estamos realizando un aislamiento, es recomendable colocar persianas y para esto, debemos prepararnos para instalar su sistema corredizo. Estas son ideales para contribuir aún más con el aislamiento y la insonoración.